DURANTE SUS 40 AñOS DE vida,
ALFA HA FORJADO LA TRADICIoN DE SER
UNA EMPRESA SOCIALMENTE RESPONSABLE

El año 2014 planteó desafíos para ALFA, pero también de oportunidades para avanzar en nuestra estrategia de negocios y en iniciativas de responsabilidad social. Concretamos adquisiciones que ampliaron el horizonte de nuestros mercados y arrancamos proyectos que expandieron la capacidad de producción, mejoraron la eficiencia y añadieron valor a nuestros productos y servicios. Por otra parte, enfrentamos retos derivados de la volatilidad en algunas industrias en las que participamos, como la petroquímica, lo que limitó el desempeño de nuestro negocio.

Los ingresos y el Flujo de Operación crecieron 9% y 7%, respectivamente, gracias en gran medida al buen desempeño del negocio de autopartes de aluminio y a la contribución de Campofrío, empresa productora de carnes frías con presencia en Europa, cuyos resultados empezaron a consolidarse a partir del tercer trimestre del año.

Invertimos U.S. $1,426 millones en activos fijos y adquisiciones. Destaca la compra mayoritaria de Campofrío. Además, llegamos a un acuerdo para adquirir el negocio de poliestireno expandible de BASF en las Américas.

En el tema de responsabilidad social corporativa, continuamos impulsando iniciativas y programas en frentes como los de salud, seguridad y desarrollo de nuestros colaboradores, así como nuestro involucramiento con las comunidades y el mejoramiento de nuestro desempeño en materia ambiental.

En el área de desarrollo de colaboradores destaca la Universidad Sigma, que en el año brindó servicio a más de 14,000 personas, a través de sus 11 escuelas.

Hacia nuestra comunidad, el Centro Extra Académico de Talento, auspiciado por ALFA Fundación, triplicó su capacidad al atender a 560 estudiantes.

Finalmente, en el tema ambiental, los programas de reducción de desechos, de disminución de emisiones de CO2 y de optimización en el consumo de agua, lograron importantes avances. Destaca el arranque de la planta de cogeneración en Veracruz que, además de lograr un abasto seguro y eficiente de energía, permite reducir emisiones de CO2.

Durante 40 años, ALFA ha forjado la tradición de ser una empresa socialmente responsable, tal como la concibieron sus fundadores. Hoy, ratificamos el compromiso de continuar trabajando bajo la misma filosofía, que ha sido pilar en el crecimiento de nuestra empresa.

Los invitamos a leer el presente reporte que contiene las actividades más importantes realizadas por nuestra empresa en 2014 en el tema de responsabilidad social.

San Pedro Garza García, Nuevo León, México, a 17 de marzo de 2015.



Armando Garza Sada
Presidente del Consejo de Administración

Álvaro Fernández Garza
Director General